Elegir el colchón adecuado para ti: ¡No vale cualquiera!

¿Sabes en qué debes fijarte a la hora de elegir el colchón y la almohada ideal para ti? Ojalá fuera tan sencillo como saber las medidas correctas y poco más. Pero no es así. De hecho, se trata de una decisión que puede suponer un antes y un después en tu calidad del sueño y descanso.

Habrás escuchado en más de una ocasión que por la noche se produce la regeneración celular. Nuestro cuerpo se «resetea» y se prepara para darlo todo a la mañana siguiente. Estos procesos tienen que ir de la mano con unas buenas herramientas, en este caso, un colchón preparado para ti.

En Decokó no vas a encontrar una inmensidad de colchones. ¡¡No!! Vas a encontrar TU COLCHÓN, el colchón que se va a adaptar a tu cuerpo y a tu necesidad a la hora de poder tener el mejor descanso posible.

¿Nuestro sueño? ¡Que tú puedas disfrutar de tus sueños!

Pero, ¿cómo lo hacemos y de qué manera?  Pues conociendo a nuestros clientes y sus necesidades, explicándoles cómo se comporta cada elemento que compone el colchón en su cuerpo y estos ayudan, a su vez, a que el descanso sea el que necesitan. Solo facilitándole a nuestro cuerpo un medio mejor podremos ver cómo nos responde y descubrir que despertarse con energía y vitalidad es importantísimo para empezar bien el día. Luego, un buen café.

¿En qué puntos fijarse a la hora de elegir el colchón de nuestra cama?

Como nos importa tu bienestar, nos esforzamos en formar la gama más completa de colchones de la actualidad. Soluciones profesionales y de alta calidad para que encuentres aquel que mejor se amolda a tus necesidades. Cuando hablamos de elegir el colchón de nuestro dormitorio, tenemos que fijarnos en una serie de claves principales:

  • Seguramente habrás oído mas de una vez decir que debemos quedarnos con aquel que no sea excesivamente duro, pero tampoco blando. Si eligiésemos uno duro, seguramente terminarías despertándome varias veces a lo largo de la noche. Si es uno muy blando, nos hundiremos. Lo cierto es que no hay ninguna ciencia exacta, no te engañes. Tu cuerpo va a hablarte. Hay colchones de firmeza alta ( lo que el cliente llama dureza ) que van a ser especialmente buenos para clientes con dolores de espaldas severos u operados. Y colchones con una firmeza media o baja para personas con dolores articulares. No te dejes llevar por los mitos y decide realmente lo que te pide tu cuerpo.
  • ¿Duermes solo o en pareja? Es otra de esas claves que hemos de tener siempre en cuenta. Es importante que el colchón tenga capacidad de adaptarse a los cambios de postura de ambos miembros. Además, también tendrá que ofrecer la sujeción suficiente para que los movimientos de uno no afecten al otro. (esto se llama diferenciacion de lechos que se consigue con muelles individuales o planchas de viscolástica).
  • La última de las claves que os vamos a dar a la hora de elegir el colchón. Si eres de los que pasa mucho calor por la noche o vives en zonas calurosas, tienes que apostar por soluciones que generen circulación del aire y la regulación de la temperatura, y para ello, ¡sí hay solución! Ven y te contamos más.

Ven a Decokó 2 Natural, te ayudaremos a cambiar.

Severina Galdón

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *